Busca en el blog

16 noviembre 2006

Un par de horas de regalo.

Un par de horas de regalo..
¡¡Por fin ¡!.

Hoy había quedado con una compañera para matizar un trabajo, como siempre con prisas y tras la jornada de trabajo. Me presento en el lugar indicado y... ¡no aparece!.
“Vamos a darle tiempo, siempre llego demasiado puntual”, aprovecharé y compro ésto que llevo unos días que no me da tiempo a hacerlo.
Pasan los minutos, no aparece y decido llamarla.
“¡Se me olvidó....... Disculpa!. Son sus palabras y sus extensas excusas...
A mi no se me olvida por que llevo la agenda, a todos nos puede pasar, la disculpo yo.

Pero.... ¡Hasta dentro de dos horas que tengo que ir a clase de baile! ¿qué hago?, me pregunto bastante inquiera y de pronto me encuentro como vacía..

¡¡Dos horas sin hacer nada!!, no me da tiempo a ir y volver a casa a hacer algo....

Reacciono...¿Soy tonta? SON DOS HORAS, dos horas sin nada que hacer....

¿Cómo que nada que hacer.....? son dos horas para estar sentada en un banco viendo pasar a las personas, observar y reírme con las peripecias de los niños.....
Tras 20 minutos de observación, recuerdo.....¡¡llevo tiempo quejándome de no tener tiempo para ir a la biblioteca y sacarme el carné!!.

Empiezo a caminar acelerada, ...¡chissss......¿dónde vas con tanta prisa? Disfruta del paseo.

Me río, al llegar a un paso de peatones, el joven que conduce me cede el paso y yo le indico que pase él, que no llevo prisa...., al final, risas por parte de los dos y un saludo agradable.
Ya en la Biblioteca, pido información sin prisa y sin agobiar al bibliotecario ...¡¡Así da gusto, me entero de todo lo que deseo y no me olvido de preguntar nada!!.

En el centro de Cultura, observo las revistas de información local y elijo la que sé que más me interesa...
Me meto en la cafetería, y por primera vez observo y leo carteles e información que por las prisas no había visto otras veces.
Pido un café, me siento y de nuevo ¡¡horror, No llevo ni cuaderno ni ordenador!!, ¿Dónde puedo escribir?

Se me enciende la bombilla...Dentro del bolso llevo de todo y descubro unos folios escritos por una cara y con una información que ya no me es necesaria.
y............Aquí me tenéis escribiendo.
Estoy Sola en una mesa, con un café con leche que....¡¡Por fin no lo pido con leche fría, porque hoy no tengo prisa!!., miro al café de reojo ....

He encendido un cigarro, esta vez por placer, sin la ansiedad del “necesito algo en las manos.....
En la mesa, café con leche , cigarro, los dos echando humo y los dos sin estar en mi mano, y la revista esperándome también.
Mientras paseaba por mi cabeza pasaban las letras leídas por otros compañeros y amigos del mundo de la blogosfera.
Sobre todo esas letras, palabras, frases y cuentos que hacen que nos obliguemos a pensar en que somos algo mas de lo que envuelve nuestra piel.

Al mismo tiempo , pensaba en mi diario, olvidado en un cajón.
Ese diario que formó parte de mi vida y sobre todo de mis pensamientos y sentimientos desde los 14 a los veintitantos años.

Creo que debo volver a leerle, debo volver a recordar aquellos sueños que no se transformaron en realidad y que hoy no añoro porque mi realidad, mi vida (creo) que es más bonita de lo que podía esperar. (A no ser por tantas prisas).
Pero si quedan ilusiones que sabemos que no llegaran.
Quizás tambien sea necesario recordar viejas (o juveniles) ilusiones.

Hace días, quería escribir en el blog, que también fuimos jóvenes, y así lo haré pero no hoy...

Hoy solo quiero explicar, que no estoy pendiente de un reloj, y que no ha sido necesario escaparme al campo y que sea viernes tarde o sábado por la mañana, para olvidarme del contador de nuestro tiempo y a veces gran dictador implacable en nuestra vida.

Noto que estoy respirando tranquilamente, he visto deshacerse el azúcar en el café y consumirse el cigarro y veo como se acaban los folios.
Estoy escribiendo y no sé si lo que digo tiene sentido para compartirlo, pero lo haré, eso sí, seguro que tecleando deprisa frente al teclado.

Pero ahora.... me encuentro tan a gusto.... después, me reiré un poco en clase de bailes y después..... llegar a casa, pero hoy...HOY sin prisas..

Todo esto me está haciendo pensar.....

Que voy a quedar mas a menudo con gente que sepa que no va a acudir ....

¿Por qué no hago esto mas a menudo?.

Todo sigue su curso sin necesidad de que yo este corriendo....

Voy a tener que bajarme mas a menudo de este tren de alta velocidad al que llamamos ¿vida? cotidiana.

14 comentarios:

bitdrain dijo...

Estimable amiga, cada vez que puedo intento leer tus palabras, pero lo de hoy ha sido especial. El relato me conmueve como si yo mismo lo viviera, yo aún jove, creo entender a que te refieres y me pregunto si debemos caer en la rutina del estress en busca del dinero.

Hablas de sueños e ilusiones de cuando se es joven, pero en realidad en aquel tiempo seguro que no tenías una idea única en la mente sino muchas y variadas, demasiadas quizás para una sola persona.

Saludos.

Arbillas dijo...

La verdad es que no es el dinero el que mueve mi rutina por el estress...
Tengo claro que debo trabajar para vivir y no vivir para trabajar.

Pero en el mundo que nos rodea, existen otras cosas que hacen que estemos activos, y muchas veces nos vemos obligados a actuar aunque nuestro cuerpo este deseando descansar.

Existe un gran problema en algunos trabajos y es que no puedes aparcar tu herramienta de trabajo al fichar a la salida.
La cabeza siempre va contigo.

Y a veces es dificil desconectar...

Actualmente es una racha.. pero mañana ... será otra...

Y el problema es que a veces nos creemos indispensables cuando solo somos necesarios y a veces ni eso...

Lo importante es que al menos empiezo a darme cuenta de ello... y eso es lo que me puede hacer cambiar este ritmo.

De mis ilusiones de joven, ya os haré participes,, eran tantos los sueños, pero...... Actualmente, tambien tengo tantos sueños.... tengo tantas ilusiones...

Con una ventaja, que cuando era joven pensaba que todo estaba por venir y ahora pienso que todo está y que lo que llegue debe ser mejor para los que vendran.

Pues no tenia una idea unica, jamas tengo una idea unica, porque no creo en el pensamiento unico y yo misma a veces me contradigo..

Pero si hay una ilusion unica y es la felicidad...

Y no es solo mi felicidad, porque yo no puedo estar feliz si los que me rodean no lo estan...¿o no?.

Cuando decia que queria hacer un comentario en el blog sobre que fuimos jovenes, ya te explicaré cuando lo escriba y lo entenderás...

A veces a los jovenes, se les olvida que los mayores (¿??¿?¿) tambien tuvimos 18 años, es más, a nosotros los mayores (¿?¿?¿?) se nos olvida que tambien tuvimos 18 años.. Si por ambas partes lo reconocieramos y lo recordaramos, la comprension entre distintas generaciones seria mas facil.

Un abrazo .

delokos dijo...

¡Qué bonito es cuando descubres la belleza de vivir!...

Voy a filosofar un ratito.. espero que me perdones...

¿Qué es lo único que podemos vivir? Lo que tú dices que has hecho: vivir el momento presente...

Cuando vives en el presente, cuando eres consciente de lo que estás haciendo, la vida tiene otro color, y se ve de otra forma...

He colgado en mi blog muchas veces escritos de un monje zen vietnamita, Thich Nhat Hanh, que "enseña" de una forma maravillosa cómo vivir el momento presente...

Una de sus más maravillosas enseñanzas, resumen de todo es "lava los platos conscientemente"... es un juego curioso... la próxima vez que te enfrentes a una pila de platos, no lo hagas pensando en lo que harás cuando termines, ni planifiques el día, ni estés con la cabeza en otra parte... simplemente, lava los platos...

Me refiero a que seas consciente de lo que haces, de que tocas el plato, lo enjabonas, lo metes debajo del agua y lo apilas... luego coges otro, y disfrutas concentrándote en lo que haces...

Cuando termines de lavar los platos de esa forma, verás que ha sido el más maravilloso lavado de platos en tu vida...

El pasado ya no está, y no podemos volver a él... el futuro no existe, y sólo podemos vivir el momento presente... vivir el presente es el mejor pasaporte a la felicidad...

Te voy a dejar una reseña de un maravilloso libro que te recomiendo que leas, quizá uno de los más bellos libros que han pasado por mis manos. Del mismo autor:

Thich Nhat Hanh
Hacia la paz interior
RBA Ediciones
6,50€

Léelo y disfrútalo, y después me cuentas... a mí, ese libro me cambió mi forma de ver el mundo y de ver la vida...

Disculpa por el rollazo...

Un beso...

pensando con el corazon dijo...

Arbillas, tu tranquilidad ha llegado hasta aquí, la has expresado tan bién, que acababa de escribir algo que me tenía nerviosa, y mira por donde, me estoy tomando un café y fumandome un cigarrito que me sabe a gloria..

Y, ya sabes, a bajarte de ese tren, al menos una vez al dia ¿Vale?, porque a mi también me hace sentir bien..

Un abrazo, me gusta como escribes..

Rossimilio dijo...

Buenas noches. ¿Se puede?

Me ha encantado tu relato. Yo soy de los que vivo deprisa entre mi trabajo, mis entrenamientos de atletismo y mis estudios en la UNED. Hoy he estado con una persona que creo que puede ser especial para mi charlando durante 3 horas animadamente tomando un café y en ningún momento miramos el reloj. Eso sí, después a la hora de ver el ticket del parking caimos a la cruda realidad, je,je,je,je... Pero en ocasiones una terapia de tiempo la necesitamos y hoy he vivido un día bastante emocionante.

Y nada, insistirte que me gusta como escribes. Hoy me ha gustado mucho tus palabaras. Sigue escribiendo y espero tu post ansiosamente sobre "cuando fuimos jóvenes", porque estoy seguro que vas a describir situaciones con las que me pueda sentir identificado. Lo único que con 31 años que tengo ahora... ¿joven, viejo, Peter Pan....?

Arbillas dijo...

Delokos : tus comentarios nunca son un rollazo para mí, sino todo lo contrario

Ten por seguro que compraré el libro que me indicas, ya por experiencia se que sabes recomendar libros.

Te contaré un secreto, y es que muchas veces me meto en tu blog para renovarme, para pensar.
Me encanta tus escritos, y personalmente me sirven de mucho.

Pensando con el corazón:
Tienes razon , voy a tener que hacer mas paradas.... y disfrutar.

Tenia miedo de estar escribiendo y que no se iba a ser capaz de expresar lo que sentia..

Un abrazo a los dos.

Rossimilio dijo...

Me ha encantado tu relato. A veces necesito una terapia de "tiempo" y de relax. Entre mi trabajo, mi estudios en la Universidad, mis entrenos pues a veces echo de menos esa tranquilidad para poder sentirme a mi mismo.

Espero tu relato sobre cuando fuimos jóvenes. Va a merecer la pena.

Arbillas dijo...

Rossimilio:
Adelante, la puerta esta abierta.

¡¡ que pocas veces valoramos lo que es estar tranquilamente hablando !!.

y sobre todo ¡¡ que poco cuesta, cuanto vale !!.

Nos damos cuenta de que estar tranquilos a veces no tiene nada que ver la relación calidad-precio.

¿Que es un ticket, comparado con el valor de una buena charla y de compartir un buen rato?.

¡¡Ojala estuviera mi bolso o mis bolsillos llenos de ticket como el que hoy has pagado !!

Para mí 31 años, joven, aunque para que te voy a engañar, a mis 46 me sigo sintiendo joven, aunque de vez en cuando al mirar al espejo, le regaño porque me recuerda alguna arruga que no quiero recordar...

¿quien es Peter Pan comparado con nosotros?, tan solo un cuento.. un personaje de ficcion.

Compara tu charla de tres horas y dime si la cambias por la eterna juventud, yo desde luego no lo cambiaria.....

Espero este fin de semana escribir, pero me parece que estais creando mucha espectativa y esperais mucho y luego será muy sencillo lo que yo ponga..

Ademas,,, la juventud esta tambien por dentro, a la arruga que le dén, y que sigan saliendo que no me estorban.


Un abrazo.

Ah .. Buen Viernes y buen finde..

juanflores dijo...

Gracias arbillas.

El Hermano Montgolfier dijo...

¿Sabes?, dado que eres la primera en mi página de favoritos (por eso del orden alfabético, no creas otra cosa), siempre termino comentándote a ti, y por eso del tiempo me dejo atras otras páginas, pero, en fin, así es la vida...

A lo que iba, alguna vez te contaré una historia mía sobre el tiempo, y de como a veces morimos con el paso del tiempo (hablo de un calabozo), aparte de eso, tu entrada es envidiable, sobre todo para mi, cuando mis prácticas de guitarra se reducen a una media hora a lo sumo, y por supuesto con el rabillo del ojo puesto en los chiquillos, a ver si no se me escalabran.

Momentos así son para disfrutarlos tal y como cuentas, ¡¡que envidia!!, ¡¡dos horas de tu tiempo para ti sola!!, daría yo mi globo por dos horas...

Esto es una exageración, y si mi amada lo lee me mata, pero... en fin, para eso están las licencias poéticas, para exagerar.

¡¡Que bien hablar de la vida y de nosotros!!, esto es lo que me llena ahora y lo que me atrae, me gustó tu entrada. Enhorabuena por tu forma de ser. Cinco sacos de lastre te mando... ¡¡¡cógelos!!!

Nerim dijo...

Todo tiene su tiempo y todo tiempo tiene sus sueños. Es bonito ser joven y tener infinidad de sueños aun que luego la dura realidad te recuerde que no los has llevado a cabo. Y es bonito vivir el presente, las cosas sencillas y tiernas como el dolce non far niente, creo que se escribe así, no estoy segura.El no hacer nada, el verlas pasar, yo lo practico mucho, en realidad siempre he disfrutado el momento, aun de joven, por eso la gente mayor me decia que era muy apatica, pero nunca les hice caso.
No tardes mucho en quedar con alguien que sepas que no va a acudir.

Meteorismo galáctico dijo...

Eso de vivir el presente me recuerda otro libro que leí hace poco, “The power of now”, de Eckhart Tolle (lo de poner el título en inglés es para dar un toque de pedantería a mi discurso). Me pareció un poco tostoncete pero, en esencia, venía a decir lo mismo que el libro al que se refiere Delokos, que sólo existe el ahora y que deberíamos no preocuparnos tanto de lo que hicimos o de lo que haremos. La pena es que la realidad es la que es y, salvo algunos privilegiados que puedan vivir a su aire, sin preocuparse de nada, la mayoría de la gente siente la necesidad de pensar en cómo hacer para que a sus hijos no les falte lo básico o para que las cuentas cuadren cada mes.

Reconozco que yo, por eso de ser soltero, sin compromiso y sin hijos, tengo mucho más fácil que otros eso de vivir el ahora, es más, en alguna ocasión, cuando mi trabajo me estaba estresando y agriando el carácter más de la cuenta, pude permitirme el lujazo de mandarlo a la mierda (con perdón) sin preocuparme la perspectiva de vivir como parado. De todos modos, al final, cuando el paro se alargaba, comenzaron las preocupaciones porque los ahorros no son eternos y, por más que uno lo quisiera, el dinero no llega a tus manos con solo desearlo.

Estamos atados a demasiadas cosas (trabajo, hipotecas, amigos, familia) y cuesta mucho vivir plenamente libre. De todos modos, no querría parecer pesimista, simplemente soy consciente de que las cosas no son sencillas, lo que no evita que podamos tomarlas con un poco de sentido del humor para poder sobrellevarlas con alegría y, de vez en cuando, disfrutar de esos paréntesis de “presente en estado puro” como el que Arbillas ha relatado hoy. Yo, por ejemplo, procuro ir a correr cada tarde, al regresar del trabajo, y esos veinte o treinta minutos sudando y oyendo música, además de permitirme mantener el tipín, me sirven para olvidarme de todas las tonterías que tengo que hacer durante la jornada laboral (¡tantas y tantas cosas inútiles, tanto paripé, tanta falsedad!). Os lo recomiendo.

Saludos cordiales.

Anónimo dijo...

Es cierto, que nos habituamos a vivir deprisa, y no mentalizamos de que el tiempo es oro.

Nos cuesta mucho volver a la antigua mentalidad, de que pasear, o charlar tranquilamente con amig@s es muy importante para nuestras vidas.

S. de V. de Odón

Arbillas dijo...

contestaré con retraso... ya ultimamente se hace habitual , perdonadme.

Mi querido hermano: Eso de que mi nombre comienze por la A, lo hice con alevosia y premeditación para estar en tu blog la primerita......
Seguro que no habias pensado en esa posibilidad, ¿a que no?.

Pero si que has sufrido las consecuencias, no sé si tú o el blog que empieze por Z.

Y no hablaremos de aquel que comienze por L , que no estará ni al principio ni final y se sentirá discriminado.

Yo creo que somos algo perversos..

En fin... gracias por tener los blog ordenados por orden alfabetico, para mí es un placer que me visites.

Nerim:
Buscaré esos momentos, y lo haré tambien con alevosia y premeditación, pero sinceramente...

Es mejor cuando esos momentos no se planean, al menos eso creo...

Surgió en ese momento y surgiran mas .....

Meteorismo: Estoy apuntada a un gimnasio, y digo bien, apuntada.....
No me gusta hacer gimnasia, pero asisto cuando puedo, pero no te creas que voy a sudar.. voy a disfrutar.
Un dia mientras estaba en la bicicleta para hacer tiempo mientras empezaba la clase de danza del vientre, me vino un monitor a ver si queria una tabla personalizada, me explico en que consistia y le comente....
"Mira, ya bastante orden y esfuerzo tengo a lo largo del dia , como para venir al gimnasio a exigirme mas esfuerzo, vengo a hacer un lapsus, a bailar, a relajar mi cuerpo y sobre todo mi mente ".

Y pasear si me gusta, pero pasear tranquilamente, los cascos no suelo usarlos, me parece que me pierdo el sonido de lo que me rodea.

Eso sí, tengo una musica, para mi gusto excepcional para relajarme y es la musica celta con sonidos de naturaleza.

Anonimo: Saludos recibidos, es la primera vez que contesto a alguien que me conoce fuera de este mundo de la blogosfera.
Y me da un poco de miedo y respeto.
Espero recibir tus visitas y tus criticas.


Un fuerte abrazo a todos